10 + 1 consejos para comprar tu coche de segunda mano

10 + 1 consejos para comprar tu coche de segunda mano

Coche seminuevo. Bueno para tu bolsilo, pero de calidad y en buen estado.

El mercado de automóviles de segunda mano está en alza. Cada vez son más las personas que deciden investigar las oportunidades que ofrecen esta opción de compra-venta y ahorrarse unos euros a cambio de renunciar a estrenar coche. Pero, ¿cuáles son los detalles más importantes en los que tenemos que fijarnos cuando compremos un coche de segunda mano?

Desde BlaBlaCar queremos ayudarte a elegir la mejor opción para tu bolsillo, pero sin descuidar la calidad y el buen estado del vehículo que adquieras. ¡No pierdas detalle!

1. Carrocería

La carrocería es la parte más visible de un coche y por ello es lo primero en lo que nos fijaremos cuando vayamos a comprar un vehículo de segunda mano. Atento a las abolladuras y arañazos, pero también a las marcas de corrosión. Los cambios de tonalidad del color o de textura de la chapa pueden ser indicativos de posibles golpes.

2. Neumáticos

Tras la carrocería, lo siguiente en lo que debemos fijarnos es en los neumáticos. Son el sistema de seguridad activa más básico del automóvil y por ello es fundamental que los revises bien. En primer lugar fíjate en la fecha de fabricación (unos neumáticos duran como máximo 10 años). Después vigila el desgaste, es decir, observa si hay rajas o grietas, que no tengan los flancos deformados y que la profundidad de los dibujos no sea inferior a 1,6 milímetros.

3. Parachoques

Lo siguiente a tener en cuenta son los parachoques. Un parachoques mal fijado o descolgado, con roturas o que le falte material no podrá cumplir con su función protectora. Pero es importante tener en cuenta también si ha sido reparado y, en el caso de haber sustituido alguna pieza, asegurarse de que esta sea la original o la recomendada por el fabricante.

4. Sistema de alumbrado

En carretera tan importante es ver bien como hacerte ver. Para ello los coches disponen del sistema de alumbrado y de los intermitentes. Comprueba que el coche que te interesa comprar no tenga fisuras ni impactos en las tulipas, esto puede afectar al halo de luz proyectada. Asimismo es importante que las piezas sustituidas (si las hay) sean originales o, al menos estén homologadas.

5. Lunas, cristales y espejos

Son otros elementos fundamentales para la seguridad y la visibilidad. Las roturas más graves son las fisuras y picaduras mayores de 1,5 centímetros o visibles desde un metro de distancia.

6. El tubo de escape

Si cuando arrancas el motor el tubo emite humos de manera excesiva es sintomático de fallos en la mezcla de combustibles. Asimismo fíjate que el tubo no tenga grietas y que el silenciador funcione correctamente.

7. Frenos

Los frenos son, junto a los neumáticos y la dirección, el sistema de seguridad activa más importante de un coche. Por eso, cuando vayas a comprar tu coche de segunda mano debes tener muy en cuenta que el pedal no se hunda en exceso, que cuando frenes no suenen ruidos (chirridos y chasquidos) y que la tensión del freno de mano sea la adecuada.

8. Pérdida de líquidos

Uno de los problemas más frecuentes de los vehículos es la pérdida de líquidos, esto sucede cuando los circuítos de un vehículo no son 100% estancos. Las fugas de líquidos más comunes son las relacionadas con el sistema de frenos, el circuito del aire acondicionado y el motor.

9. La dirección

Uno de los elementos del vehículo que más sufre con los años es la dirección. La dirección en mal estado puede ser, además de peligroso, una tortura a la hora de conducir. Vigila que el coche que te interesa no tenga el volante demasiado duro ni demasiado holgado, que la fijación y el paralelo del mismo sea la correcta y que la dirección mecánica y asistida no produzca ruidos.

10. El motor

Un motor diésel no debe de tener más de 30.000 kilómetros rodados al año y si es gasolina la cifra desciende hasta los 20.000. Pero como esto es fácil de trucar te aconsejamos que escuches los sonidos del motor. Ruidos anormales y ralentí irregular pueden ser señales de que algo no va bien.

+1. La suspensión

La suspensión son los elementos que absorben las irregularidades de la carretera por la que se circula para aumentar el control del vehículo (y la comodidad). Debes tener en cuenta que la carrocería no tenga un desnivel exagerado. Pero también que el vehículo no tenga un balanceo excesivo ni que escuches ruidos metálicos anormales cuando estés en marcha.

¿Te han parecido útiles estas recomendaciones? Pues no pierdas detalles estos consejos para ahorrar en tus viajes o estas sugerencias a tener en cuenta si vas a comprar un coche híbrido.

También te puede interesar...

Consejos de viaje

Utilizando nuestra web, acepta que usamos cookies para llevar a cabo análisis y producir contenido y anuncios personalizados de acuerdo con sus intereses.Lee nuestraPolítica de Cookies

Publica un viaje